El socialismo madurista maltrata de nuevo a las cooperativas

Por Oscar Bastidas Delgado

Los dizque dirigentes del socialismo del s. xxi (en minúsculas), comenzando por Maduro, vienen de ratificar el exabrupto cometido el 17/11/2014 cuando con su Decreto N° 1. 435 con Rango, Valor y Fuerza de Ley de Reforma de la Ley de Impuesto Sobre la Renta eliminó de un solo plumazo la exención del impuesto a las cooperativas y cajas de ahorro. La razón de entonces, nada convincente e inconsulta de Rodolfo Marco Torres, Vicepresidente para el Área Económica y José Cabello, Superintendente del Seniat, fue que “muchas se desvirtuaron e hicieron grandes contratos, pero se amparan en esta figura para evadir el pago del tributo correspondiente a sus ganancias”.

Torres y Cabello “olvidaron”: 1.- que fueron sus funcionarios públicos, encabezados por Chávez, quienes constituyeron cooperativas para hacer negocios y comprar conciencias y votos, originando el cementerio de ellas más grande del mundo ¡con no menos de 400.000 muertas!; y 2.- que el propio Chávez estableció “… la exención de todo impuesto, tasa o contribución, a las cooperativas, debidamente certificadas, por su cumplimiento con las disposiciones de la ley, con el objeto de estimular el desarrollo de un gran sector de economía cooperativa en el país” en la Exposición de Motivos del Decreto con Rango y Fuerza de Ley Especial de Asociaciones Cooperativas (LEAC)i. Crasos e imperdonables errores.

Es de recordar que la inclusión de la Economía Social y las mutuales en nuestra Constitución Nacional (CN), así como la mayor presencia de las asociaciones y las cooperativas en ella, fue consecuencia de movilizaciones y propuestas de artículos para la Asamblea Nacional Constituyente de 1999 por el Movimiento Cooperativo Venezolano (MCV) encabezado por la Central Nacional de Cooperativas de Venezuela (Ceconave) en alianza con la Federación de Cooperativa de transporte (Fecotrave) y la Federación de Cooperativas de Ahorro y Crédito y Servicios de Venezuela (Fecoseven).

Esa movilización del cooperativismo logró conceder rango constitucional al Acto Cooperativo, al Trabajo Asociado, a las asociaciones y a la Ley Especial de Asociaciones Cooperativas (LEAC), ley que por tener ese rango, es mencionada dos veces, tiene prevalencia sobre otras leyes incluyendo las orgánicas y con mayor razón sobre Ley del Impuesto Sobre la Renta.

En general, las cooperativas no se encuentran sometidas a las normas legales que prevén el hecho imponible, por lo que no son sujeto de obligación tributaria, no están obligadas a cumplir con los deberes formales que establece la Ley del Impuesto mencionada. El Acto Cooperativo se riñe con el comercial; una cooperativa no puede ni debe ser comparada con una organización que realice actividades comerciales y obtenga ganancias o lucro, sus excedentes cooperativas no deben confundirse con la renta o ganancia de empresas mercantiles. De haber reparto de excedentes entre los asociados, no se da la figura de ganancias, se da la figura del retorno que no es más que regresar a sus propietarios, es decir a los asociados, lo que aportaron demás a la cooperativa. En las cooperativas hay no sujeción al impuesto porque no existe hecho imponible.

Pues bien, los cooperativistas venezolanos orientados por Ceconave, luego de casi cinco años de numerosas manifestaciones regionales y nacionales y de una larga espera para que el tribunal supremo de justicia (también en minúsculas) decidiera al respecto, Maduro y su equipo muestran nuevamente su ignorancia supina sobre unas organizaciones que el difunto Chávez denominó como “puntas de lanza de la revolución bolivariana”. Maduro se burla nuevamente de los cooperativistas, los maltrata, con su “novedosa disposición” en Gaceta Oficial 41.745 del 24/10/2019: los beneficios de la exoneración son solo por dos años a partir de esta fecha.

No contento con ello y tal como dice un cooperativista preocupado por esta burla, Maduro deja en manos del organismo tributario (Seniat) y de la Superintendencia Nacional de Cooperativas (Sunacoop), una serie de alcabalas que hacen sospechar la intención real de que esa exoneración chucuta no se cumpla. Su populismo barato jamás se ha conectado con las necesidades reales de la población: ¿impuestos para qué?, ¿para seguir raspando la olla?, ¿qué hizo Chávez con la millonada de dólares recibidos en sus primeros años de gobierno que fueron más de los recibido por el país desde la llegada de Colón hasta el año de su arribo al poder en 1999?.

¿Cómo desconoce Maduro que el propio Chávez estableció “… la exención de todo impuesto, tasa o contribución, a las cooperativas”?. Compañeros cooperativistas, la pelea continúa, esa disposición echa más leña al fogón.

@oscarbastidas25

 

Artículos relacionados:

email

Compartir