¿Por qué Nicolás Maduro incumple con la educación católica en Venezuela?

Foto: Archivo Web

Por: Ramón Antonio Pérez 

Fe y Alegría y la Asociación Venezolana de Educación Católica, realizaron una “cadena de protestas” en los sectores más pobres del país para “denunciar incumplimientos en el salario de los educadores”

“El martes pasado, el 11 de noviembre, estuvimos protestando ante el ministerio popular para la Educación por un salario justo. Hoy lo haremos de una manera distinta y complementaria”, dijo Alfredo Infante, rector de la red de educación San Alberto Hurtado que trabaja en sectores pobres del barrio La Vega, en Caracas, adscrita a Fe y Alegría y a la Asociación Venezolana de Educación Católica, Avec.

Efectivamente, este 20 de noviembre, nuevamente la red de educación protestó para exigirle al Gobierno de Nicolás Maduro cumplir con los compromisos que el Estado Venezolano mantiene con estas organizaciones vinculadas a la educación en los sectores más pobres del país. Pero esta vez las protestas no ocurrieron frente al ministerio del ramo sino en los sectores donde funcionan las escuelas.

“Estamos viviendo una situación difícil, pues el ministerio de educación no mantiene una regularidad con nuestros pagos, además de que son injustos”, dijo el padre Alfredo Infante a Aleteia, durante un paréntesis que hizo durante la protesta cumplida en La Vega. Infante es el rector de la red educativa san Alberto Hurtado, integrada por las escuelas Alianza, Canaima, Andy Aparicio y Luis María Olaso. “Todas, activas en la parte alta del barrio”.

Otra vez en las Redes Sociales

Una gran cantidad de centros educativos de Fe y Alegría en todo el país, realizaron simultáneamente esta jornada. También usaron las redes sociales. “Queremos combinar la incidencia local con la nacional a través de la redes”, expresó el sacerdote.

Acotó que la etiqueta: #FeyAlegriaExigeSalarioJusto, utilizada el pasado 11 de noviembre, nuevamente estaba posicionada como emblema de lucha en esta jornada cumplida específicamente en los barrios, caseríos y zonas de difícil acceso en las urbes. “De manera pacífica estamos manifestando y visibilizando nuestra situación. Se trata de visibilizar todas esas protestas locales a través del Twitter y de los medios tradicionales”.

El Estado incumple con la AVEC

“Estamos aquí porque el incumplimiento del Estado del convenio con la AVEC vulnera el derecho a la educación de miles y miles de niños en los campos, zonas rurales, zonas urbanas como las nuestras aquí en La Vega, y muchos otros lugares de periferia”.

“Estos niños necesitan una educación de calidad y nosotros se la queremos ofrecer como se las venimos ofreciendo desde hace mucho tiempo, pero al desmejorarse las condiciones salariales, las condiciones de trabajo y de vida de los docentes, pues esto también afecta el derecho al acceso a la calidad de educación de nuestros estudiantes”, aseguró el jesuita.

“En esta comunidad se aprecia mucho el servicio educativo que se brinda desde nuestros centros, pero muchos no conocen las condiciones de vida y laborales con las que nuestro personal obrero, administrativo y docente y directivo, tienen que verse todos los días”.

“El Gobierno nacional a través del ministerio de educación está incumpliendo con los compromisos del Convenio suscrito con la Asociación Venezolana de Educación Católica y ese incumplimiento nos afecta a todos, y muy especialmente, termina afectando el derecho de nuestros niños, niñas y adolescentes a una educación de calidad”, concluyó el sacerdote.

Sal y agua. “Durante la protesta del 11 de noviembre, el ministerio se comprometió a pagar lo que adeudaba pero todo se ha vuelto sal y agua”, dijo una de las docentes portando un cartel donde se podía leer la similitud del “sueldo semanal” que están recibiendo con los precios de “algunos alimentos que son inalcanzables para cualquier trabajador venezolano”.

Fuente: es.aleteia.org

Artículos relacionados:

email