Niños en orfandad

Luisa Pernalete

La señora Isabel vive en el Municipio San Francisco, sur de Maracaibo. Hace dos semanas pasó la noche en vela porque su hijita de 5 años, no paraba de llorar por un dolor de oídos. “Gritaba fuerte la pequeña. Al amanecer la llevé al Materno Infantil, pero no había pediatra”.  Cuenta la madre. Corrió a otro hospital más grande. Había pediatra pero no había nada que ponerle para el dolor, mucho menos para la infección. El padre pasó el día buscando dinero y saltando de una farmacia a otra para los medicamentos.  ¡Niños huérfanos de salud, de atención!

CODEVIDA (marzo 15) advierte que  se reportan 18 casos de VIH por día en Venezuela, pero no hay acceso a diagnóstico ni tratamiento para niños y madres. ¡Más orfandad!

Arletty, orientadora de una escuela de La Vega, Caracas, comenta que ha estado atendiendo niños y niñas por tristeza, por notarse desmotivados, como ausentes. Sus padres se han ido del país a trabajar, y los dejan con familiares, vecinos. No siempre corren con suerte. A veces no son bien tratados, y aún los bien tratados sufren por la separación de sus padres. ¡Niños en orfandad! Los niños tienen derecho a crecer en una familia, pero en Venezuela no se protege a la familia.

La niña llegó a la escuela, pero la maestra no: ¡Renunció el lunes! En una escuela de Fe y Alegría del Municipio Libertador, ya van 7 renuncias desde diciembre a la fecha. En otra, vía El Junquito, ya van 14. La AVEC reporta 3.500 renuncias de docentes  en este año escolar en sus centros afiliados. Razones: no les alcanza sus ingresos para dar de comer a sus hijos, incluso a veces no les alcanza para pagar el pasaje y su propia alimentación. Sin maestros no hay educación. ¡Huérfanos de presente y de futuro!

“Yo sé que había clases hoy maestra, pero es que no tenía para el desayuno y sé que la escuela tampoco tenía merienda. Así no lo puedo mandar”. Le confesó una señora con arrugas prematuras a la maestra de una escuela al oeste de Barquisimeto. Ya sabemos que las inasistencias este año escolar están siendo principalmente por la falta de comida en los hogares y en las escuelas. “Cuando hay desayuno, los muchachos vienen, cuando no, los pupitres se quedan vacío”. Reconoció el profesor Jesús, de un liceo oficial de Maracaibo. ¡Huérfanos por todos lados, niños, niñas y adolescentes!

La profesora Mariela, de Fe y Alegría en el Táchira, me informa con angustia, que han invadido terrenos de la Escuela  San Isidro, en la población de Orope. Es una escuela granja, fundada en los 90s. La institución ha acudido a la Guardia Nacional, pero esta no ha hecho nada. Estamos hablando de un centro educativo. ¿Dónde que queda la Prioridad de los DDHH de los NNA? Artículo 7 de la LOPNNA. ¿Más orfandad!

El padre Carlos,  de San Félix, informa con dolor, que el lunes 12/03, murió un niño de 2 años en Las Parcelitas, km 17 vía El Pao. Tenía malaria y no recibió el tratamiento adecuado. Nadie tiene que morir por paludismo, se puede tratar, pero el gobierno no ofrece ni lo mínimo para evitar estar muertes que pueden prevenirse. ¡Orfandad a los 2 años!

En el Hospital Universitario “Pedro Emilio Carrillo”, de Valera, murieron 3 neonatos  en medio el apagón eléctrico. Hay planta de emergencia en ese centro asistencial, pero esta tarda en arrancar y los más delicados no siempre aguantan estas interrupciones de energía.  La nota de El Pitazo (15M) advierte que hay 17 más en riesgo. El colapso eléctrico, en un país que antes exportó energía a Colombia y Brasil, tiene su origen en la falta de mantenimiento del sistema, en la falta de conocimiento de la complejidad del mismo, en la falta de inversión. Orfandad que no permite que niños lleguen a gatear.

Niños en orfandad en todo el país. Huérfanos  no son sólo los niños que han perdido sus porque murieron, lo son también por falta de Políticas Integrales de Protección, por ceguera, por sordera. ¿Quién gobierna para los niños?

Artículos relacionados:

email