Declaración de Quito logra compromiso regional para seguir acogiendo a los migrantes venezolanos

Once países de América Latina instaron en una declaración común reforzar las políticas de acogida de los migrantes venezolanos. El texto exhorta también a Caracas, que brilló por su ausencia, a aceptar la cooperación de los gobiernos de la región

Tristan Ustyanowski

Fue el primer encuentro multilateral sobre esta cuestión. Este martes 4 de septiembre, en la capital ecuatoriana, culminó la “reunión técnica” que tenía el propósito de coordinar las acciones de los diferentes países acerca del éxodo masivo de venezolanos.

Una crisis regional que Naciones Unidas contabiliza en unos 2,3 millones de migrantes provenientes del país caribeño y que, en su gran mayoría, su destino o tránsito es una nación latinoamericana.

Los representantes de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, México, Panamá, Paraguay, Perú y Uruguay firmaron un manifiesto de voluntad, que no tiene un carácter obligatorio para las naciones, formulado en 18 puntos y llamado “Declaración de quito sobre movilidad humana de ciudadanos venezolanos en la región”.

Las dos jornadas de reuniones entre diplomáticos de cada país tenía el propósito “intercambiar información y buenas prácticas con miras a articular una coordinación regional” con respecto a esta crisis migratoria, precisa el documento.

La importancia de una mejor cooperación entre los Estados

Los diplomáticos reconocieron la importancia de una mejor articulación la cooperación técnica de los Estados y organismos internacionales de la misma manera que reconoció el papel especial de Colombia “dada su condición limítrofe con Venezuela” pero también de Ecuador y Perú, “dado que se genera un corredor migratorio hacia esos dos países”.

En términos de trámites, la Declaración de Quito compromete a los que la firmaron “acoger los documentos de viaje vencidos como documentos de identidad de los ciudadanos venezolanos para fines migratorios” para facilitar la circulación de las personas, pero insta también a Caracas tomar las “medidas necesarias para la provisión oportuna de documentos de identidad y de viaje de sus nacionales” frente a las “limitaciones al derecho a la libre circulación y movilidad” que genera la falta de documentos oficiales.

De hecho, Venezuela fue el gran ausente de este encuentro. Invitadas, las autoridades de ese país prefirieron dejar la silla vacía. El Gobierno de Nicolás Maduro ha minimizado el alcance de la crisis pese a los llamados internacionales. Este lunes 3 de septiembre, la canciller venezolana calificó el éxodo de sus compatriotas de “flujo migratorio normal” que se pretende convertir en una “crisis humanitaria” mientras que el mismo presidente aseguró que la cifra de migrantes venezolanos no superaba los 600.000.

La delegación de Bolivia no puso su firma en la declaración por seguir “un lineamiento del Gobierno boliviano”, según el viceministro de Movilidad Humana de Ecuador, Santiago Chávez.

Atender mejor a la crisis y “exhortar” a Venezuela aceptar mano tendida

Sin embargo, fueron los once países quienes ratificaron su compromiso a través del documento y exhortaron a Venezuela aceptar “la cooperación de los gobiernos de la región y de los organismos internacionales” con el propósito de apaciguar la crisis desde el punto de partida de los migrantes.

Por otra parte, los países acordaron reunirse nuevamente en noviembre para “dar seguimiento a los compromisos consignados en la presente Declaración” y manifestaron su voluntad de reforzar el rol de los organismos supranacionales como la Comunidad Andina y el Mercosur para atender de manera más efectiva este tipo de crisis.

El representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, José Javier Samaniego, celebró una “verdadera hoja de ruta” mientras que al jefe de la delegación de Chile le habría gustado “ir un poco más allá” en la declaración y de esta manera reconocer expresamente “una situación humanitaria grave generada en una crisis”.

El enviado de Perú, César Bustamante, resaltó por su parte un documento que subraya la posibilidad de asistencia para los que “buscan encontrar la acogida de nuestras comunidades, de nuestra sociedad, en términos de hermandad y solidaridad”.

Descarga la “Declaración de Quito sobre Movilidad Humana de ciudadanos venezolanos en la Región” completa ingresando en el siguiente enlace: declaracion_quito_reunion_tecnica_regional

Fuente: https://www.france24.com/es/20180905-declaracion-quito-compromiso-migrantes-venezolanos

 

Artículos relacionados:

email