El Evangelio sin calmantes. Entrevista al Papa Francisco

Anticipo de la conversación del Papa con los Superiores Generales Religiosos y que será publicada en el número 4000 de la Civiltá Cattolica

Ary Waldir Ramos Díaz

“No tomo pastillas tranquilizantes. Los italianos dan un buen consejo: para vivir en paz se necesita un sano pasotismo. En Buenos Aires era más ansioso, lo admito”, dice el Papa Francisco y se declara en “en paz” en una entrevista que será publicada completa el 11 de febrero en el número 4000 de la revista La Civiltá Cattolica.

La corrupción en el Vaticano

“En las Congregaciones Generales se habla de los problemas del Vaticano, se hablaba de reformas. Todos las pedían. Hay corrupción en el Vaticano. Pero yo estoy en paz. Si hay un problema, yo escribo un papelito a San José (el esposo de María) y lo pongo debajo de una estatua que tengo en mi habitación”, dijo el Papa (el primer religioso en siglos) en el aula del Sínodo en el Vaticano.

El Sínodo sobre los jóvenes

“Me resulta personalmente muy cercano el tema del discernimiento. Lo he recomendado varias veces a los jesuitas: en Polonia y luego en la Congregación General. El discernimiento es común en la cuestión de la formación de los jóvenes para la vida, de todos los jóvenes”.

En especial se refiere a los seminaristas y futuros pastores “debido a que la formación y la asistencia a al sacerdocio necesita del discernimiento”.

El Papa asegura que es importante salir de esa formación que enseña fórmulas de blanco y de negro, pero sin ver los “grises” que hay en la vida, “según la voluntad de Dios”. Y “la voluntad de Dios se busca según la verdadera doctrina del Evangelio” y no en “una doctrina abstracta”.

Por eso, “razonando sobre la formación de los jóvenes y en la formación de los seminaristas”, decidió el tema ya anunciado: “Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional.” El punto clave es que “el discernimiento” es siempre dinámico, como la vida. “Las cosas no son estáticas. Sobre todo con los jóvenes”. “

El diablo y los abusos sexuales en la Iglesia

La entrevista es una conversación libre y sin tapujos con otros correligionarios sobre las reformas del Vaticano y el escándalo de los abusos sexuales en la Iglesia. “Si están involucrados religiosos, es claro que está en acción la presencia del diablo que arruina la obra de Jesús. Pero hablemos claro: Ésta es una enfermedad. Si no estamos convencidos que esta es una enfermedad, no se podrá resolver bien el problema”.

Atención con seminaristas expulsados

El Papa también pide atención en los seminarios y en la aceptación de los candidatos en el clero. “Jamás aceptar aspirantes sacerdotes sin asegurarse bien de su adecuada madurez afectiva”.

“Por ejemplo: jamás recibir en la vida religiosa o en una diócesis candidatos que fueran rechazados de otros seminarios o institutos sin pedir informaciones muy claras y específicas sobre las motivaciones de la expulsión”.

Hacen bien las críticas

El director de la Civiltá Cattolica, Antonio Spadaro, cuenta detalles del encuentro. El Papa no ha querido leer las preguntas anticipadamente (prepararlas). ¿Y si hubieran críticas? “Es un bien ser criticado – afirma Francisco– me gusta esto, siempre. La vida está hecha también de incomprensiones y de tensiones. Y cuando son críticas que hacen crecer, las acepto, respondo”.

Francisco admite que las preguntas más difíciles no las hacen los religiosos, sino los jóvenes. Asegura que en el almuerzo con algunos de ellos y en los encuentros en otras ocasiones si lo han puesto en una posición difícil. “Los jóvenes son descarados y sinceros y te piden las cosas más complicadas. Ahora hagan sus preguntas”.

La Iglesia en salida

“La Iglesia ha nacido en salida. Estaba cerrada en el Cenáculo y después salió. Y debe quedarse en salida. No debe regresar a cerrarse en el Cenáculo. Jesús lo quiso así. Y “afuera” significa lo que llamo ‘periferias, existenciales y sociales’ que empujan la Iglesia fuera de sí misma”.

Los refugiados

El Pontífice exhorta a que la Iglesia en salida mire hacia los últimos. En este sentido, se expresó sobre el problema de los migrantes y de los refugiados: “¡Más importante de los acuerdos internacionales es la vida de esas personas!”. Por ello, pidió recordar siempre el valor sagrado de la existencia: “La misericordia es Dios en salida. Y Dios es siempre misericordioso. ¡También ustedes!”.

El Papa y el 4000 número de la Civiltá Cattolica

En la Sala del Consistorio del Palacio Apostólico, el Papa Francisco ha dado audiencia a la Comunidad de la Revista donde escriben los jesuitas y cuyos textos son revisados por la Secretaria de Estado, con motivo de la publicación de la revista número 4000.

En ese número se encuentra la entrevista completa (publicada el 11 de febrero) anticipada también por la prensa italiana e internacional, titulada: “El Evangelio sin calmantes”, conversación con los superiores generales.

Se trata de la celebración de la primera publicación de la Civiltá Cattolica del 6 abril de 1850. Una novedad importante es que la revista ahora tendrá 4 ediciones mensuales en español, inglés, francés y coreano.

http://es.aleteia.org/2017/02/09/papa-francisco-el-diablo-detras-de-los-abusos-y-si-hay-corrupcion-en-el vaticano/?utm_campaign=NL_es&utm_source=daily_newsletter&utm_medium=mail&utm_content=NL_es

Artículos relacionados:

email