Fracaso del plan económico 2013-2015

Luis Oliveros

inflacion05El 14 de abril se cumplieron dos años del “triunfo” (por 230.000 votos, una diferencia de 1.6%, la más baja de la historia) de Nicolás Maduro en las elecciones presidenciales. Al revisar lo hecho por su gobierno desde el punto de vista económico, hay una sola palabra que describe perfectamente su gestión: FRACASO. Veamos cómo han evolucionado en estos años las principales variables macroeconómicas venezolanos.

Comparación

En la tabla N°1 (Fuente BCV, Ministerio de Finanzas, Pdvsa) se presenta una comparación de algunas variables macroeconómicas venezolanas, entre abril de 2013 y abril de 2015.

Tabla N°1

  abr-13 abr-15 Var. %
Reservas Internacionales (Mill $) 25.907 19.996 -23%
Tasa de cambio paralela (Bs./$) 22 274 1145%
Índice de Precios (diciembre 2014) 358,8 839,5 134%
Índice de precios alimentos (diciembre 2014) 436,9 1322,2 203%
Precio Bono Pdvsa 2022 116% 56% -52%
Precio Bono Venz 2027 102% 47% -54%
Liquidez Monetaria (Miles de Bs. ) 755.521.926 2.191.264.699 190%
Base Monetaria (Miles de Bs., febrero 2015) 241.865.658 838.197.732 247%
M2/RI 29 110 276%
Financiamiento Monetario (Miles de Bs., febrero 2015) 170.379.475 677.270.652 298%
Diferencia entre Tc Oficial más Alto y el más Bajo 249% 4249%  
Diferencia entre Tc paralelo y el Oficial 59% 2995%  

Los indicadores cambiarios en estos 48 meses de Maduro como presidente son alarmantes. El viernes antes de las elecciones presidenciales de 2013 la tasa de cambio paralela estaba en Bs. 22/$ (esta tasa había tenido un comportamiento al alza en las semanas previas por la incertidumbre política derivada por la enfermedad y posterior muerte del presidente en ejercicio). 48 meses después esa misma tasa ronda los Bs. 274/$, un incremento del 1.150%.

Cuando revisamos la diferencia entre la tasa de cambio paralela y la tasa de cambio oficial observamos que en 2013 esa brecha era de casi 60%, hoy supera el 3.000%.  Por otra parte tenemos la diferencia entre la mayor (más fuerte) tasa de cambio oficial vs. la menor (más débil) tasa de cambio oficial, donde para 2013 la comparación era Bs. 6.30/$ (CADIVI) vs. Bs. 50/$ (Sicad II) y en 2015 eran los mismos Bs. 6.30/$ (Cencoex) pero ahora vs. Bs. 195/$ (Simadi). Es de destacar como hace un año los ministros de economía de Maduro crearon el Sicad II, lo vendieron como la solución a la tasa de cambio paralela, sería un mercado libre, todos tendríamos acceso y lo pusieron a arrancar en Bs. 50/$. Hoy ese mismo gobierno nos vende un sistema con las mismas atribuciones del anterior (pero que nunca alcanzó), con un nombre diferente pero con una tasa multiplicada casi por cuatro. Increíblemente la administración Maduro pasó de vender dólares a Bs. 50 a una tasa de Bs. 195 en cuestión de un año y “por el bien de las reservas internacionales, para torcerle el brazo al dólar paralelo y para garantizarle los dólares al pueblo”.

Llama la atención  la fuerte caída experimentada por los precios de los bonos de la República y de Pdvsa. También preocupa la caída de las reservas Internacionales ($5.000 millones, un 22%) y la fuga de capitales que podríamos estimarla en unos $22.000 millones.

Es importante tener en cuenta que en esos dos años, el gobierno de Nicolás Maduro recibió por concepto de exportaciones petroleras más de $155.000 millones y ocurrió una fuga de capitales (con control de cambio) superior a los $22.000 millones. La producción petrolera cayó en más de 100.000 bd.

La liquidez monetaria (+190%) y la base monetaria (casi +247%) experimentan un crecimiento importante, lo cual unido a la caída en las reservas internacionales llevaron a que la relación M2/RI pasara de 29 a 110. Adicionalmente tenemos que el financiamiento monetario de BCV a Pdvsa aumentó en un 298%, ubicándose en los Bs. 677.270 millones. Resulta preocupante observar que desde enero de 2010 hasta abril de 2013 esa variable aumentó hasta colocarse en Bs. 170.379 millones, pero que en 48 meses se multiplicó por 4. Este comportamiento de las variables monetarias generó un incremento importante en la inflación.

La inflación la colocamos hasta diciembre de 2014 porque es la última fecha que el BCV ha reportado esas cifras. Si hacemos caso de las informaciones extraoficiales sobre el comportamiento de esa variable en este primer trimestre del 2015, tendríamos que decir que la inflación acumulada desde abril 2013 hasta marzo de 2015 fue de 170% y la inflación de alimentos llegaría a 250%.

Ideas Finales

Debemos ser objetivos y reconocer que no podemos culpar a Nicolás Maduro de la actual crisis económica, ya que ella fue parte de “El Legado” de Hugo Chávez. Sin embargo sí podemos responsabilizarlo de no tomar las medidas adecuadas para mejorar la situación.

Han sido dos años muy duros para Venezuela, no por la caída en los precios del petróleo sino por la inacción en materia económica y la terquedad en seguir aplicando la misma filosofía que el gobierno anterior.

Lamentablemente cuando revisamos los resultados de estos dos años, no encontramos una sola variable económica que haya tenido un comportamiento positivo.  Maduro tuvo oportunidades valiosas para prevenir la actual crisis o al menos revertir buena parte de sus efectos negativos, sin embargo su falta de liderazgo, pésimos asesores y ministros y estar entrampado en una ideología caduca ha llevado al país a una crisis económica muy grave.

Nada hace pensar que luego de dos años de costosos errores Maduro haya aprendido la lección y quiera emprender un proceso de cambios que generen bienestar a los venezolanos, muy por el contrario pareciera que seguirá equivocándose, con lo cual el futuro de la economía venezolana luce muy pesimista.

De seguir la tendencia actual de deterioro de la economía venezolana, cuando Maduro llegue a su tercer año al frente del gobierno, Venezuela alcanzará los niveles de pobreza que tenía en 1998.

Artículos relacionados:

email

Acerca del autor

Luis Oliveros

Luis Oliveros es economista. Profesor de pregrado y postgrado en la Universidad Central de Venezuela y la Universidad Metropolitana.