Elecciones municipales: ¿Repolarizar para ganar?

Piero Trepiccione
@piertrepiccione

Hemos visto en los últimos días una ofensiva comunicacional y de gestión pública con pocos precedentes. Venezuela está sometida a una lucha política sin cuartel que busca repolarizar las fuerzas para sacar réditos electorales.

No obstante, este tipo de estrategia ha demostrado ser efectiva al menos en la última década en los fines de amalgamiento partidario; pero en la práctica, ha limitado el ejercicio de la gestión pública por el exceso de tiempo político sobre el de gestión. Todos los estudios de opinión realizados en el país dan cuenta de una especie de “deslizamiento electoral” desde posiciones abiertamente partidarias (apegadas o más cercanas a extremos)  hacia el centro político con mayores criterios de tolerancia. Y, aunque en el sector estrictamente partidista no se han acoplado a estas nuevas tendencias de opinión pública, no es menos cierto que la subsistencia de los vectores de poder se mueven sosteniéndose sobre ésta.

Pero, estamos viendo totalmente lo contrario. Los resultados del 14 de abril más allá de las polémicas sobre la actuación del CNE y los cuestionamientos legales, son una muestra inequívoca del deslizamiento y la necesidad de encontrar temas sobre los cuales se entiendan los principales actores políticos del país.

Es muy preocupante el avance sostenido del deterioro económico de las finanzas públicas. Con un déficit fiscal in crescendo y una inflación que debilita el poder adquisitivo de los más humildes es normal que a mediano plazo se socaven bases de apoyo partidario y del propio sistema político. Por tanto, la estrategia de la búsqueda de una nueva repolarización en este tiempo político que vivimos sería contraproducente para la recuperación de la economía a mediano y largo plazo. Es decir, podría producir buenos dividendos electorales a muy corto plazo, pero el desvanecimiento de la esperanza sería tan rápido que el propio sistema político se vería afectado y en general, todo el funcionamiento del país que lentificaría respuestas a las crecientes demandas sociales. Toda una paradoja para estos tiempos.

¿Quién gana y quién pierde? Repolarizar es seguir contribuyendo a posponer la atención a los asuntos cruciales de la agenda pública.

Artículos relacionados:

email

Acerca del autor

Piero Trepiccione

Politólogo y director del Centro Gumilla Barquisimeto.